Artículos

El guardia nocturno

El guardia nocturno

Un guardia nocturno de una fábrica advierte a su dueño que no suba en ascensor, pues la noche anterior soñó que éste se caía causando graves daños. Pocos días después el ascensor sufre un aparatoso accidente, tal como había profetizado el guardia nocturno. El dueño, agradecido, le da una generosa propina, pero a la vez despide al guardia.

¿Por qué?

Solución

Porque se había quedado dormido en su trabajo de guardia nocturno.